domingo, 12 de septiembre de 2010

La era dorada

Fue en el año 1849, estando en California, cuando al Rey Midas le dio la fiebre del oro por segunda vez. (La primera creó la leyenda de El Dorado). 
Con la fiebre al pobre Rey Midas le daba amnesia por lo que no se percataba de que su toque de oro (de ingrata memoria) volvía por unos momentos, con lo que inexplicablemente iban apareciendo objetos de oro macizo, acrecentando los rumores de que se había encontrado oro en la región. 
Cada día más gente caía bajo el influjo de la fiebre del oro y llegaban con una sola idea en todo su cuerpo: ORO. 
Todo esto vino a terminar el fatídico día en que, bajo circunstancias no muy claras, el Rey Midas falleció. 
En su acta de defunción sólo quedo asentado como causa de la muerte: Lluvia dorada...

1 comentario:

Carmela dijo...

Opino en que eres demasiadooooooooooooooooo
jajajaj
Un biquiño sin lluvia dorada.

Más micros

Related Posts with Thumbnails