lunes, 30 de julio de 2012

Recortito

Le sugirieron que quitara todo lo que sobrara. 
Así, la novela se convirtió en cuento. 
Después de otra revisión, el cuento se redujo a microrrelato. 
Luego el micro llegó al punto de ser nanocuento. 
Finalmente quedó el título. Lo sopesó con detenimiento y lo eliminó, quedándole la vaga idea de haber escrito algo, la cual desechó inmediatamente.

3 comentarios:

Ester dijo...

¡Anda coño! Como los sueldos.
Saltos y brincos Ester

Ester dijo...

¡Anda coño! Como los sueldos.
Saltos y brincos Ester

Juanito dijo...

¡Excelente!
Me encantó.
Saludos.

Más micros

Related Posts with Thumbnails