domingo, 12 de agosto de 2012

¡Quisiera ser sirena!

Fue una suerte que él escuchara el comentario de la bella mujer. 
"¡Quisiera ser sirena!". 
Pensativo y sonriente, el Dr. Frankestein susurró a su fiel ayudante: 
"¡Igor, trae un pescado!" 
"¡Y que sea grande!"

2 comentarios:

carlos de la parra dijo...

Ésto es lo que llamo ver las cosas tal como ocurrieron.

Juanito dijo...

Muy bueno...
Saludos.

Más micros

Related Posts with Thumbnails